#Chile|Cinco años del crimen de odio de Nicole Saavedra: en agosto empieza el juicio

el

Tres años tardó el Ministerio Público de Chile en identificar a Víctor Pulgar como el asesino de Nicole Saavedra, la joven lesbiana de 23 años que fue secuestrada, golpeada y torturada hasta la muerte la última semana de junio de 2016. A cinco años del crimen y de una investigación que cambió de fiscal cuatro veces, Pulgar todavía no es condenado.

A Nicole la vieron viva por última vez la mañana del 18 de junio. La noche anterior estuvo en una fiesta hasta el amanecer, cuando partió a su casa en El Melón, pero nunca llegó. El 25 de junio encontraron su cuerpo en el Embalse Los Aromos de Limache. La autopsia confirmó que murió de múltiples traumatismos en el cráneo y rostro y que fue violada antes de ser asesinada.

Su familia emprendió una cruzada admirable para exigir que se haga justicia, especialmente su prima, María Bahamondes. Hoy está imputada por desórdenes junto a otras cuatro mujeres, y arriesgan una pena de hasta cuatro años por haberse tomado la Fiscalía de Quillota al finalizar una marcha en conmemoración a los tres años del asesinato de Nicole.

Cómo sigue el caso

La Justicia resolvió iniciar el juicio contra Pulgar el 6 de agosto, después de una primera audiencia de preparación celebrada el 2 de junio, y varias postergaciones para poder realizarla.

Esa instancia fue transmitida vía online y pasaron cosas importantes: la Fiscalía de Quillota solicitó presidio perpetuo calificado por los delitos de violación y homicidio, además de 15 años de cárcel por el delito de secuestro y 540 días por hurto simple. Ese día, la magistrada Nancy Riffo leyó parte del expediente y cuando empezó a narrar cómo Nicole fue asesinada, silenciaron la transmisión, por respeto a la víctima. Pero los familiares, presentes en la sala, tuvieron que escucharlo todo y por primera vez, supieron los detalles de lo que ocurrió cuando la joven desapareció al tomar un microbus que conducía Pulgar.

“La única de la familia que lidió sola con este horror y con todos los detalles durante todos estos años fui yo. Quise proteger a los demás, sobre todo a mi tía, la mamá de Nicole. Pero pude hacerlo hasta ese momento”, dijo María a Presentes.

A contar del 6 de agosto, el plazo estimado que les dieron para conocer la condena es de tres semanas. Eso tiene a María ansiosa y cruzando los dedos para que no se postergue el inicio del juicio, como ya ha pasado antes. También porque la fecha sería emblemática: Nicole cumpliría 28 años el 9 de agosto.

“Espero que lo que pase ahí sea un regalo de cumpleaños para ella, y que al final de todo esto podamos lograr el presidio perpetuo”, expresó.

“Creemos que hay un cómplice que está libre”

El 6 de enero de 2020, el Juzgado de Garantía de Quillota imputó a Víctor Pulgar, un chofer de bus, por los delitos de hurto simple, secuestro, violación y homicidio por el crimen de Nicole. Pulgar ya estaba detenido en la cárcel de Valparaíso, cumpliendo dos condenas: la primera por violación y abuso sexual de una niña menor de 14 años. La otra, por una violación cometida en noviembre de 2016, cinco meses después del crimen de Nicole.

A Pulgar llegaron tras una serie de pericias que involucraron el celular de Nicole, que estaba perdido desde que ella desapareció y que finalmente encontraron en manos de una pariente del chofer. Según la investigación, se lo vendió después de asesinarla. La búsqueda de ese teléfono fue de las primeras exigencias de la familia, pero en su momento no les escucharon.

El caso ya está cerrado y a la espera de la condena. Pero María no está conforme con que cada vez están más cerca de ese día. Asegura que seguirán trabajando con Silvana del Valle, la abogada de la familia, porque tienen material para llegar a otra persona: “Creemos que hay un cómplice de Víctor Pulgar que está libre. Esto no termina acá”.

Criminalizadas

La Justicia que tanto tiempo demoró en llegar al asesino de Nicole es la misma que, ante las recurrentes protestas, imputó a parientes y amigas de la víctima por “daños y desórdenes” cometidos en una manifestación.

Durante la mañana de este miércoles 23 de junio, y después de dos meses de haber roto el acuerdo al que habían llegado a principios de año con las cinco mujeres procesadas, la Fiscalía reafirmó su acusación, pese a que cuentan con “débiles pruebas”, según María, de los delitos que les imputaron.

El acuerdo consistía en que las imputadas pintaran un mural en la fachada de la Fiscalía Local de Quillota, para evitar abrirles un juicio. “No contamos con el consentimiento de los funcionarios de la fiscalía, entonces no podemos instalar un mural que va en contra de la voluntad de quienes trabajan ahí”, dijo el fiscal Elizardo Tapia.

La fecha del juicio en contra de las cinco activistas todavía no se conoce. Pero María está indignada, porque existe la posibilidad de que incluso sea antes que el inicio del juicio contra el asesino de Nicole. “¿Quién va a pagar primero? ¿Víctor Pulgar o nosotras cinco que solo exigimos justicia?”, dijo a la salida de la audiencia de este miércoles.

Fuentes: Agencia Presentes , Portal Diverso Ecuador.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s